La trampa de la justicia y el ¿por qué a mi?

la trampa de la justicia Hoy me permito copiaros parte de un capítulo del conocido libro “tus zonas erróneas” de Wayne W. Dyer en su capítulo “la trampa de la justicia“, capítulo que podemos aplicarlo a aquellos casos en que las cosas no salieron como uno quería. Para conectarlo después con Stephen Hawkins y su particular caso.

Si el mundo estuviera tan organizado que todo tuviera que ser justo, no habría criatura viviente que pudiera sobrevivir ni un solo día.

-Estamos condicionados a buscar justicia en esta vida; y cuando no lo conseguimos sentimos enfado, ansiedad o frustración. La justicia no existe. Nunca ha existido y jamás existirá. Simplemente el mundo no ha sido organizado de esa manera: .Los gorriones comen gusanos, y esto no es justo para los gusanos; las arañas comen moscas y esto no es justo para las moscas; los cuguares matan coyotes, los coyotes matan tejones, los tejones matan ratones, y los ratones matan insectos… ninguno de ellos encontraría justo que pudiesen ser matados por otros seres. la trampa de la justicia Los tornados, las inundaciones, los maremotos, las seguías, todas ellas son injustas. El mundo y la gente que vive en él son injustos todos los días. Tú puedes escoger ser feliz o ser desgraciado, pero esta elección nada tiene que ver con la falta de justicia que veas a tu alrededor. Nuestra cultura promete justicia. -Los políticos se refieren a ella en todos sus discursos “necesitamos igualdad y justicia para todos”. Sin embargo día tras día, más aún siglo tras siglo, la falta de justicia continúa. Pobreza, guerras, crímenes, prostitución, drogas y asesinatos siguen sucediéndose generación tras generación, tanto en la vida pública como en la privada. Y si la historia de la humanidad puede servirnos de guía, seguirán sucediéndose.


Entonces pienso en esta misma noche. Mientras daba vueltas tras despertarme numerosas veces a causa de la fiebre y molestias varias. Pensaba en la importancia de la salud y en lo que podría cambiar la vida cualquier cambio o enfermedad. Y pensaba en Stephen Hawkins (puesto que estoy enganchada a su libro “Historia del tiempo”) y en cómo, de repente, un día, éste debió de comenzar a sufrir una paulatina degeneración de su cuerpo. Me imaginaba cómo día tras día experimentaba cambios en su cuerpo, hasta llegar al punto vegetativo en que se encuentra. Pensaba en lo jodidamente injusto que era el presenciar tu propia degeneración, día tras día, y en el sufrimiento que este hombre y su familia ha debido de experimentar. Entonces pienso en todo lo que ha hecho desde que le diagnosticaron la enfermedad, la ilusión que tenía por vivir, por descubrir y dar al mundo; y pienso en sus palabras de agradecimiento a la vida: a que haya podido continuar viviendo tantos años (cuando le diagnosticaron que moriría en los dos años próximos a 1963), o a que no haya precisado de su cuerpo apenas para desarrollar sus teorías y estudios. Stephen Hawkins ejemplo de persona Finalmente pienso en aquellas personas cercanas y lejanas que se quejan de la situación del país, de las decisiones que han tomado, de la casa en la que viven, de las relaciones o el trabajo que tienen y que creen que su situación es injusta. ¿Realmente lo es? Y si lo es.. ¿cambiaría esta situación la auto lamentación? Hawkins es un ejemplo, un ídolo, y no creo que todo el mundo pueda tener esa entereza, pero si algo demuestra es que uno decide su destino y cómo sentirse ante sus circunstancias.

Desde aquí le envío mi más profundo respeto. Por su persona, por sus descubrimientos, y por sus palabras que persisten en mi cabeza de madrugada.

Anuncios

13 thoughts on “La trampa de la justicia y el ¿por qué a mi?

  1. !Parece que has leído mi mente! Ayer mismo fui a ver la nueva película de Hawking, unos minutos antes hablaba con mi pareja de lo ¨injusta¨que era una situación que estamos atravesando. Imagina el tortazo de realidad al salir del cine. Sin duda, su vida es un ejemplo a seguir, especialmente en los tiempos que corren, y la actuación de Eddie Redmayne es alucinante.

    Me gusta

    1. Escogí su libro de pura casualidad un día que estaba en la biblioteca y desde entonces sigo impresionada, hoy dos semanas más tarde estoy tratando de renovarlo pues es un libro que hay que releer, sobre todo para gente “inculta” en la materia. No sabía que habían hecho una película sobre su vida..! ahora tengo muchísimas ganas de verla y si dices que encima es buena, mejor..! 🙂

      Me gusta

  2. Buena reflexion. Si la gente tuviese esto mas en cuenta, quiza seriamos mas sensatos. Creo que tiene mucho que ver con el hecho de que creemos que lo merecemos todo, y que tenemos una vision bastante egocentrica del mundo (a pesar de capas de “solidaridad” y humanismo). Algo relacionado con esto que escribi, si me permites compartirlo en tu blog. Buena entrada.

    Le gusta a 1 persona

  3. Justamente (irónico empezar el comentario de este blog con esta palabra) tengo un paciente con la misma enfermedad que Hawkings. Como bien dices, es frustrante ver la degeneración, casi diaria, que sufre tu cuerpo.
    Esta persona habla de desgracia e impotencia, a lo que suma la palabra “injusto”. Sí, es injusto, si la justicia existiera como norma natural, si fuera parte de la física. Pero yo le respondo: mira, hay personas que tienen otras enfermedades, y mucho peores; personas que ni consiguen vivir hasta los 30, niños que mueren en situación de pobreza, ¿eso no es peor?

    Llevo ya un año con él, y prácticamente cada día que lo veo hablamos del tema, por lo que muchas veces te hace reflexionar.

    No existe la justicia como tal, al igual que no existen las medidas temporales, como tales, por ejemplo.
    El hombre las ha inventado para darle una medida al tiempo que transcurre, para cuantificar cuánto tarda en pasar un día. Un instrumento con un propósito, pero que en la naturaleza no existe como tal.

    Algo así es la justicia. Un instrumento creado para reducir las “injusticias” (diferencias) entre las personas; para que el lobo no se coma a la oveja, para que en la casa de al lado se tengan las mismas posibilidades que en la propia. No existe en la naturaleza, la gente vivirá o morirá de manera “injusta”, pero está en cada uno hacer honor a la justicia e intentar que todos y cada uno tenga las mismas posibilidades que, al menos, uno mismo.

    Me gusta

    1. Desde luego el paciente al que tratas tiene derecho a sentirse mal.. no lo pongo en duda, pues si estuviésemos en su situación no sabemos cómo lo llevaríamos. Pero es que si algo puedes aportarle a él, es mostrarle que hay personas que a pesar de la injusticia, en su situación están haciendo muchísimas cosas. Por que, e qué serviría que estuvieses al lado de él dándole la razón sobre la mala suerte que ha tenido. Hoy leía un artículo que hablaba de la esperanza, y decía que mientras hubiese esperanza, habría sentido para seguir adelante.
      Pues de eso se trata. Incluso si estás postrado en una cama, con lo rápido que avanza la ciencia, no sería raro que en unos años se pudiesen encontrar curas a muchas enfermedades. Y nad más que con que exista esa posibilidad, ya hay esperanza. AL fin y al cabo, no estando en el mundo es como no hay esperanza. Siempre habrá algo por lo que sonreír, y por lo que llorar; cosas “justas” e “injustas” y nosotros decidimos qué nos define.

      Me gusta

  4. Te iba a decir al principio, que me gusta mucho la frase de Hawking con la que arrancas, pero tu reflexión me conmovio, también he caído en esa trampa…gracias por compartir tu inspiración.

    Me gusta

    1. Es un reflexión inspirada por él y por otras tantísimas personas que a pesar de estar en una situación difícil, han sabido darle sentido a la vida y mucho! Digo cosas muy simples pero que parece que no están muy asentadas en la sociedad, pues se oyen quejas en todos lados. Si lo que digo le sirve a alguien, pues estupendo 🙂 Un saludo!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s